#4. La complejidad de lo sencillo

Por Darren Lewis

20-May-2020 en Usuarios

8 min lectura

Cuarta entrega de la serie protagonizada por Darren Lewis, analista jefe del Gloucester Rugby, en el que nos relata por qué y cómo su equipo cambio de software de video análisis para empezar a trabajar con Nacsport. Aquí puedes leer los posts anteriores de la serie titulados "Evaluar, evolucionar" , "¡No hay tanta diferencia!" y "Licencias de por vida". 

 

Con el cambio a Nacsport ya en marcha desde el final de la temporada 2016-2017, tuvimos mucho tiempo durante el verano para preparar nuestro nuevo sistema de trabajo. La pretemporada, de hecho, nos sirvió para sentar las bases y los recursos necesarios de cara a la temporada que empezaría en septiembre.

Durante ese período, una de las tareas principales fue la de construir una guía para darle uniformidad a los nombres de nuestras plantillas de botones y análisis, así como una estructura de carpetas coherente. Una forma de sacar el máximo partido a nuestro trabajo a la hora de manejar varias bases de datos al mismo tiempo. Esto nos permite, de forma muy simple, buscar categorías, descriptores, etc. A día de hoy, de hecho, es una de las tareas más recurrentes en mi trabajo.


Para mí, dos de las herramientas más importantes del programa son los paneles gráficos y el buscador. Algo tan simple como disponer de una nomenclatura clara y almacenarlas de una forma homogénea nos abrió las puertas a maximizar el uso de ambas herramientas.


Esta es una de esas tareas que, a simple vista, no se le da mucha importancia. Sin embargo, tener todo el trabajo organizado tanto en nuestros ordenadores como en el servidor fue un aspecto esencial para hacer que nuestro día a día fuera más rápido.


“El principio fundamental de la mente organizada, el más crítico para evitar que olvidemos o perdamos cosas, es cambiar la carga de organizarnos nuestros cerebros al mundo externo”. Levitin, D. (2014). La mente organizada: pensar directamente en la era de la sobrecarga de información.


A partir de ahí, empezamos a crear plantillas de botones para poder registrar tanto el rendimiento colectivo como el individual y, para cada una de ellas, su correspondiente panel gráfico. Otra de las tareas importantes durante este período inicial fue doble: de diseñar un flujo de trabajo para analizar acciones típicas de nuestro deporte y, por otro lado, definir los protocolos que usaríamos para compartir archivos entre nuestro departamento, entrenadores y jugadores.


Los entrenadores ya tenían una base a partir de los talleres que habíamos organizados, así que estaban capacitados para trabajar de forma independiente, cortando y dibujando sobre los videos de la pretemporada. Algo que nos permitió centrarnos en otras áreas prioritarias de nuestro trabajo como enseñar a los jugadores a usar las licencias Nacsport Viewer, para que no dependieran tanto de nosotros a la hora de analizar su rendimiento.


He de decir que, durante el período de prueba del programa, tuvimos a los desarrolladores de Nacsport bastante ocupados. Y la respuesta siempre fue óptima por su parte: tanto con herramientas que el programa ya tenía como otras que estaban en desarrollo. Recibimos un montón de actualizaciones del programa, incluyendo herramientas que habíamos pedido para las plantillas de botones, como las plantillas en secuencia y los botones anidados.


Pudimos tener acceso a ellas durante todo su desarrollo para ver su evolución. El impacto que iba a tener en las plantillas de botones iba a ser espectacular. Estas dos herramientas iban literalmente a borrar de un plumazo todas limitaciones con las que hubiera trabajado anteriormente.


Mi filosofía a la hora de construir las plantillas de botones siempre ha sido la de maximizar las herramientas que el software te ofrece y combinarlas de la forma más inteligente posible para sacar el máximo partido a los clics. La combinación de una metodología sencilla y niveles altos de funcionalidad, son dos aspectos claves para crear una plantilla de botones operativa.


Las plantillas en secuencia son extremadamente sencillas de manejar. El programa te permite repartir los botones, categorías y descriptores, descriptores gráficos, a lo largo de diferentes paneles… La tentación es seguir agregando más y más botones y paneles. Pero esto podría llevarte a una saturación innecesaria a la hora de recopilar datos y hacer tu cadena de notación extremadamente compleja.


Con las plantillas en secuencias esta cadena se puede reducir sustancialmente, mejorando la recopilación de datos. Máxime si la usas con funcionalidades ‘extra’ de este entorno como son el bloqueo de descriptores o las tolerancias. De hecho, antes de meternos a plasmar ningún botón en la plantilla, planeamos a conciencia sobre qué necesitaríamos a la hora de analizar y así plasmarlo correctamente en las distintas secuencias.


"Lo simple puede ser más difícil que lo complejo: tienes que trabajar duro para hacerlo simple. Pero al final vale la pena porque una vez que llegas allí, puede mover montañas". Beahm, G. (2011). Yo, Steve: Steve Jobs en sus propias palabras.


Los botones anidados también nos permiten un avance significativo en nuestro trabajo y, junto a la posibilidad de vincular botones, nos ofrecen innumerables posibilidades a la hora de crear nuestra plantilla. Así, podemos reproducir diferentes comportamientos específicos, basados en la combinación de botones previamente vinculados.


La mayor parte del trabajo a la hora de crear la plantilla se encontraba en la primera secuencia de la plantilla (“Home”) para el análisis colectivo. De nuevo, los botones anidados nos dieron esa flexibilidad que requeríamos. Junto a la posibilidad de vincular botones, nos dieron una capa más a nuestro trabajo.


Esta secuencia principal cuenta con varios grupos de seis botones anidados (unos encima de los otros), que incluyen tanto categorías como descriptores. La intención es que ciertos descriptores se incorporaran a categorías específicas, pero no a todas. El orden de esos botones anidados es un factor esencial a la hora de ir a una u otra secuencia.


Nos llevó algo de tiempo -y varias pruebas- conseguir ordenar los botones anidados para que nos llevaran a la secuencia correcta. Una vez más, esta herramienta combinada con el bloqueo de descriptores, nos permitió reducir al máximo la posibilidad de que un descriptor se añadiera a una categoría inapropiada.


La combinación de botones anidados y bloqueo de descriptores nos permitió alcanza un nivel de análisis que denominaría de “compleja sencillez”. “Compleja” por el trabajo que llevado diseñar la plantilla, pero “sencillo” por el resultado y su facilidad para usarla.


Tengo la costumbre de guardar una versión nueva cada vez que hago un cambio a la plantilla, y solamente después de 91 versiones, con las plantillas en secuencia y los botones anidados probados a conciencia y funcionando… ya estábamos listos para usarla.


En el próximo capítulo, la plantilla del rendimiento individual y cómo construir los paneles de datos.

Compártelo


¿Te ha gustado este artículo?

Suscríbete a nuestra newsletter mensual y recibe nuestros mejores artículos y consejos de Nacsport sobre videoanálisis.

¡Muchas gracias por suscribirte a nuestro newsletter!

Una vez al mes, te enviaremos nuestros mejores artículos, consejos y entrevistas directamente a tu bandeja de correo electrónico.

X
×

¿Te gusta este artículo?

Suscríbete a nuestra newsletter mensual y recibe nuestros mejores artículos y consejos de Nacsport sobre videoanálisis.

¡Muchas gracias por suscribirte a nuestro newsletter!

Una vez al mes, te enviaremos nuestros mejores artículos, consejos y entrevistas directamente a tu bandeja de correo electrónico.

Elige el idioma:
Nacsport en Facebook Nacsport en Twitter Nacsport en Youtube Nacsport en Instagram Nacsport en Linkedin
Cookie icon

Usamos cookies para mejorar tu experiencia de navegación, mostrarte anuncios o contenidos personalizados y analizar nuestro tráfico. Al hacer clic en “Aceptar” das tu consentimiento a nuestro uso de las cookies.


Más información en el apartado Política de cookies de nuestra página web.

Personalizar Acepto