Análisis táctico: Liverpool FC vs Leeds United

Por Francesc Martí

15-September-2020 en Usuarios

8 min lectura

El analista Francesc Martí cuenta con una amplia experiencia en LaLiga, formando parte del Villarreal CF durante varias temporadas. Actualmente es miembro del equipo técnico de Javi Calleja. Ahora analiza para Nacsport algunos partidos destacados del fútbol europeo utilizando también InStat y KlipDraw.

 

La primera jornada de la Premier League llega con un encuentro cargado de contrastes; lo que podríamos llamar un choque de estilos. Por una parte, está el Liverpool de Jurgen Klopp, con un juego eminentemente vertical y una plantilla contrastada, repleta de jugadores de un gran nivel. Por otro, el Leeds de Marcelo Bielsa, que vuelve a la máxima categoría inglesa tras arrasar en la Championship con su estilo tan característico, centrado en el control de juego mediante la posesión del balón y ataques posicionales.

El partido servirá para ver como se adapta el futbol de Bielsa a la Premier League y confirmar si el Liverpool de Klopp sigue siendo ese equipo tan temible y efectivo que fue la temporada pasada.

 

Ficha del partido en InStat

 

Primera parte

 

Los dos equipos realizan una presión alta, el Liverpool desde su sistema 1-4-3-3 y el Leeds a partir del 1-4-3-3 con presión al hombre. Durante la primera parte al Liverpool le cuesta superar dicha presión, a pesar de la movilidad de sus tres jugadores del centro del campo, pero en el momento en que consiguen superar un duelo uno contra uno o progresar mediante paredes aparecen muchos desajustes en la línea defensiva del Leeds.

 

Pese a ello, el Liverpool no termina de aprovechar estos desajustes defensivos, ya que el Leeds se organiza muy rápido e impide al Liverpool montar el ataque. La implicación en el trabajo colectivo y en las ayudas defensivas del Leeds es realmente notoria.

 

En esta imagen se observa como los jugadores del equipo visitante emparejan su marca y, en el momento que hay un error y el central salta con la marca del lateral (saliendo los dos de zona), dejan al lateral izquierdo muy por detrás de la línea defensiva, rompiendo de este modo el fuera de juego. Esto propicia las entradas de segunda línea de volante y extremo del Liverpool.

 

El Leeds, por su parte, intentaba jugar en corto y pocas veces incomodó al rival mediante ataque combinativo, ya que solamente estaban los dos centrales más el mediocentro para intentar salir con el balón jugado, pues los volantes quedaban muy altos. Así pues, solo existían dos opciones para poder progresar: jugar en largo con laterales que se incorporaban o si Phillips conseguía recibir sin presión o girarse, buscando un pase profundo a los extremos, aprovechando de este modo la línea adelantada del Liverpool. Esta segunda opción les permitió hacer daño y generar ocasiones, gracias a la gran calidad y al buen uno contra uno de los extremos del Leeds.

 

Mientras tanto, el delantero centro Bamford no dejó de intentar desmarques de ruptura a la espalda de los centrales o entre central y lateral, lo que a la línea defensiva del Liverpool le costó ajustar durante gran parte del primer tiempo. Prueba de ello es el empate a 1 del Leeds, donde se observan todas estas acciones. 

 

En la imagen vemos como Phillips, libre de marca, busca un pase profundo a la carrera en diagonal del extremo. También se observa como los dos volantes de Leeds quedan muy altos, montándose casi con la línea de los delanteros.

 

Con todo, fue un partido muy abierto, en el que los dos equipos conseguían hacer ocasiones. Sin embargo, fue gracias a las acciones a balón parado por las que el Liverpool consiguió adelantarse tres veces en el marcador. La más llamativa de todas ellas es, sin lugar a dudas, el gol de córner de Van Dijk, que con un bloqueo a su marca y el balón superando al jugador del Leeds en marcaje zonal queda solo para un remate franco.

 

Bloqueo claro a Koch para liberar a Van Dijk.

 

Segunda parte

 

Al inicio de la segunda parte sigue la misma dinámica: el Leeds arriesgando en zonas de inicio y buscando balones a la espalda de la línea defensiva. Sin embargo, en los segundos 45 minutos le costó más encontrar los espacios a la espalda de la línea defensiva ­– y más aún por dentro tras la entrada de Fabinho -.

 

El Leeds seguía dejando los volantes muy altos y la presión de los mediocentros del Liverpool provocaba que pocas veces encontraran espacio para superar, salvo alguna vez que el lateral izquierdo Dallas se situó en zonas interiores. Esto propiciaba que el Liverpool robara en campo rival e hiciera contraataques muy peligrosos, en superioridad numérica 4vs3 o 3vs2, teniendo ocasiones de sobra para poder matar el partido.

 

Tras robar en campo contrario, el Liverpool monta un contraataque rápido antes de que el Leeds se reorganice.

 

Aunque en menos ocasiones que en el primer tiempo, cada vez que el Leeds conseguía ser profundo generaba peligro. Pese a que las mejores ocasiones eran para el Liverpool, el Leeds no perdió la cara al partido en ningún momento. Así pues, tras robar en campo contrario y organizar rápido el ataque, el Leeds consigue empatar el partido. El gol llega después de un gran desmarque desde segunda línea de Klich, mientras que cinco jugadores del equipo local solo miraban balón.

 

Mientras los jugadores del Liverpool observan a Helder Costa, éste consigue encontrar libre de marca en el área a Klich, tras un desmarque desde segunda línea.

 

Con el empate ninguno de los dos equipos especula con el resultado, van a buscar la victoria, aunque las mejores ocasiones siguen siendo para el Liverpool. El conjunto local, al igual que en 2-1, vuelve a bloquear la marca de Van Dijk, que consigue marcar, pero el árbitro anula el gol tras una falta previa en el bloqueo. Será finalmente tras un córner, y después de una segunda jugada en el área (en la que el Leeds comete un penalti), cuando el Liverpool marca el definitivo 4-3.

 

Claves del partido

 

El partido fue lo que se esperaba. Ninguno de los dos equipos especuló y ambos fueron fieles a su estilo durante los 90 minutos: uno intentando salir con el balón jugado desde atrás (a pesar de las dificultades) y el otro generando peligro tras robar, saliendo rápido al contraataque. Fue el balón parado, por tanto, el factor determinante del partido, y gracias al que el Liverpool consiguió marcar los 4 goles.

 

Se confirman pues las dos incógnitas del partido. El fútbol de Bielsa funciona y dará mucho que hablar este año en la Premier League y el Liverpool sigue siendo tan vertical como la temporada pasada. Faltará por ver si este modelo de juego le permite conseguir el campeonato y mantenerse como uno de los grandes equipos de Europa.  

 

(Foto de portada: EFE)

También puede que te interese...

Análisis Táctico: Manchester City vs Arsenal

20-10-2020 Escrito por Luismi Loro
4 min lectura Leer más...

Análisis Táctico: Francia vs Portugal

14-10-2020 Escrito por Luismi Loro
7 min lectura Leer más...

Compártelo

¿Te ha gustado este artículo?

Suscríbete a nuestra newsletter mensual y recibe nuestros mejores artículos y consejos de Nacsport sobre videoanálisis.

¡Muchas gracias por suscribirte a nuestro newsletter!

Una vez al mes, te enviaremos nuestros mejores artículos, consejos y entrevistas directamente a tu bandeja de correo electrónico.

X
×

¿Te gusta este artículo?

Suscríbete a nuestra newsletter mensual y recibe nuestros mejores artículos y consejos de Nacsport sobre videoanálisis.

¡Muchas gracias por suscribirte a nuestro newsletter!

Una vez al mes, te enviaremos nuestros mejores artículos, consejos y entrevistas directamente a tu bandeja de correo electrónico.

Una cookie o galleta informática es un pequeño archivo de información que se guarda en su navegador cada vez que visita nuestra página web.
La utilidad de las cookies es guardar el historial de su actividad en nuestra página web, de manera que, cuando la visite nuevamente, ésta pueda identificarle y configurar el contenido de la misma en base a sus hábitos de navegación, identidad y preferencias. Las cookies pueden ser aceptadas, rechazadas, bloqueadas y borradas, según desee. Ello podrá hacerlo mediante las opciones disponibles en la presente ventana o a través de la configuración de su navegador, según el caso.
Más información en el apartado Política de Cookies de nuestra página web.